Estreno de Cine LA PRINCESA DE FRANCIA en la Sala Leopoldo Lugones, 6 de agosto

A partir del jueves 6 de agosto, el Complejo Teatral de Buenos Aires y la Fundación Cinemateca Argentina albergarán, en la Sala Leopoldo Lugones del Teatro San Martín (Avda. Corrientes 1530), el estreno de La princesa de Francia.

Quinto largometraje del realizador argentino Matías Piñeiro -y última parte de su trilogía shakesperiana luego de Rosalinda y Viola, ambas estrenadas en la Sala Lugones-, La princesa de Francia tuvo su première mundial en el Festival de Cine de Locarno, seguido por una exitosa presentación en la Competencia Argentina del último Bafici, donde obtuvo el premio a Mejor Película.

"...Muy libremente inspirado en la comedia Trabajos de amor perdidos, de William Shakespeare, el nuevo film de Piñeiro se inscribe en la serie que el director comenzó con Rosalinda (2010) y continuó en Viola (2012), también sugeridas por algunas de las comedias del Bardo. Pero si en los dos films anteriores, el teatro y su mundo -los ensayos, las puestas- eran factores determinantes, aquí, en cambio, Piñeiro introduce una serie de variantes que no tienen tanto que ver con el escenario, sino más bien con la radio, la música y hasta con el mundo de la pintura... o de un cuadro en particular.

Lo que sigue perdurando en La princesa de Francia es siempre esa leve, ligera telaraña de enredos amorosos que provienen del mundo de las comedias de Shakespeare. Y la familia de actores y técnicos que acompaña fielmente a Piñeiro en una búsqueda que el director ha confesado planea continuar, con nuevas variaciones sobre el mismo eje, un camino ciertamente riesgoso pero que hasta ahora ha probado ser muy fértil. (...)

La secuencia inicial tiene el carácter de una obertura y plantea un poco el tono lúdico de lo que vendrá después. Desde lo alto de una terraza se ve a dos equipos disputar un colorido partido de baby-fútbol en donde hay tanto chicas como muchachos, mientras un locutor anuncia que lo que se escucha es la Primera Sinfonía de Robert Schumann. Los casi seis minutos de ese plano secuencia que termina con una estampida general de ambos equipos por las calles de la ciudad -una corrida muy nouvelle vague, por cierto- son casi abstractos, coreográficos.

No parece del todo caprichoso entonces que La princesa de Francia continúe en el Museo Nacional de Bellas Artes, donde Víctor (Julián Larquier Tellarini), un joven actor y director teatral recién regresado al país, se cita con algunas de las actrices -y amigas y amantes- con las que montó una pieza de Shakespeare y que ahora quiere convertir en un radioteatro para un proyecto a realizarse en México. Y allí surgirá otra referencia intertextual de este pasticcio, como le gusta decir al propio Piñeiro: el pintor neoclásico francés William Adolphe Bouguereau y particularmente su cuadro Ninfas y sátiro, que circula como una contraseña entre los amigos y amantes bajo la forma de una postal.

'La verdad, no tenía idea de quién era este pintor hasta que me lo mencionó el director de fotografía de la película, Fernando Lockett, a modo de ejemplo de lo que quería hacer con la luz en algunas escenas', reconoció Piñeiro. 'Pero cuando vi el cuadro Ninfas y sátiro me di cuenta de que en esa imagen tenía lo que hasta entonces me faltaba: una estructura, casi el guión de la película. Porque es verdad que el sátiro está en el centro, pero no es exactamente el protagonista. Son las ninfas quienes se disputan al sátiro. Y a mí me gusta la idea de personajes que manipulan y se dejan manipular.'

No es el único mérito de Lockett haber acercado esa imagen. Su cámara se mueve con una agilidad y una fluidez asombrosas y Piñeiro consigue que sus planos estén siempre plenos de movimiento interior. Y también de palabras, por cierto. Tantas que por momentos la velocidad de los diálogos no remite tanto a Shakespeare, sino a las vertiginosas screwball comedies de Howard Hawks. 'El desafío de La princesa de Francia eran las palabras y los sonidos, por eso quizás el tema de la radio', explica Piñeiro.

Sí, es verdad, todo es muy barroco en La princesa de Francia, empezando por su mismo título. La estructura, con tantos cambios de puntos de vista como de repeticiones en sus acciones, también lo es, casi hasta el manierismo. Pero no cabe duda de que si hay un director en el cine argentino que ha decidido escapar de la prisión del naturalismo, ése es Matías Piñeiro. Y lo hace con una gran convicción y elegancia" (Luciano Monteagudo en Página/12).

La princesa de Francia (2014)

20 únicas funciones

Del jueves 6 al miércoles 12 de agosto

a las 14.30, 17, 19.30 y 22 horas

(Domingo 9 y lunes 10 no hay actividad)

Sala Leopoldo Lugones

Sinopsis

Un año después de la muerte de su padre en México, Víctor regresa a Buenos Aires con el objetivo de reconquistar la vida que se vio obligado a abandonar. En su vuelta, Víctor trae consigo un trabajo para su antigua compañía de teatro: realizar una serie latinoamericana de radioteatros grabando un piloto de la última obra que realizaron juntos, Trabajos de amor perdidos, de William Shakespeare, donde supo interpretar el rol de "La princesa de Francia".

Cinco actrices, a quienes él conoce demasiado bien, lo esperan para empezar las labores: su novia, Paula, que desde hace meses pretende serle fiel; su amante, Ana, que duda de la verdad de su amor; su ex, Natalia, que piensa que sigue siendo la preferida; su amiga, Lorena, que sueña con quererlo un poco de más; y Carla, un vago recuerdo que después de todo puede llegar a ser su próximo amor.

Así, el trabajo reúne a estas cinco mujeres, rodeando a Víctor con intenciones de trabajar el destino sentimental de esta particular princesa.

Entre el teatro y la radio, el tiempo del trabajo se vuelve tiempo para la reconquista de amores perdidos. Y, entre el pasado y el presente, La princesa de Francia desarrolla su doble misión: exponer las promesas de amor y enfrentarlas a los actos, dejando caer las máscaras para develar así un gesto último.

Ficha técnica y artística

Argentina - 2014 - Color - 70 minutos

Guión y dirección: Matías Piñeiro.

Imagen: Fernando Lockett.

Sonido: Daniela Ale, Emilio Iglesias y Mercedes Tennina.

Arte: Ana Cambre.

Montaje: Sebastián Schjaer.

Producción: Melanie Schapiro.

Música: Julián Larquier, Julián Tello y Juan Chacón.

Producción: Trapecio Cine.

Elenco

Julian Larquier Tellarini (Víctor), Agustina Muñoz (Paula), Pablo Sigal (Guillermo), Gabriela Saidón (Jimena), Romina Paula (Natalia Moreno), María Villar (Ana), Elisa Carricajo (Carla), Laura Paredes (Lorena), Julián Tello (Gastón), Juan Chacón (Juancito).

Palabras del director

En La princesa de Francia quise trabajar sobre el texto como materia e información, despegándolo de la escena teatral, para abstraerlo un poco más, que fuera más un objeto, y volverlo así también un eje para la historia a contar. Para eso me pareció que podía concentrar entonces en las voces. Quise incorporar diferentes modos de la voz: en off, fuera de campo, en campo, fuera de sincro; y también sus temporalidades, una voz que habla desde el pasado, otra en el presente, otra desde el futuro. La voz es un material más del cine a articular por lo que me pregunté sobre sus efectos narrativos en tren de seguir contando una historia. Al mismo tiempo, quería trabajar con una estructura con múltiples puntos de vista. Así como en Rosalinda hay dos y en Viola hay tres, en esta nueva película quería exacerbar ese punto, hacer una película un poco más caleidoscópica en ese sentido, con seis puntos de vista.

Matías Piñeiro

Informamos que las localidades para la Sala Leopoldo Lugones podrán adquirirse personalmente con seis días de anticipación (incluyendo el día de la función) en las boleterías del Teatro San Martín. Precio de las localidades en la Sala Leopoldo Lugones $ 25.- Estudiantes y jubilados $ 15.- (Los interesados deberán tramitar su credencial de descuento en el 4° piso del Teatro San Martín, de lunes a viernes de 10 a 16 horas).

Related Articles View More Argentina Stories   Shows



More Hot Stories For You

Before you go...

Like Us On Facebook
Follow Us On Twitter
Follow Us On Instagram instagram
   
popup